Regalos curiosos, increibles

La Radiactividad


El fenómeno de la radiactividad fue descubierto casualmente por Henri Becquerel en 1896. Estudiaba los fenómenos de fluorescencia y fosforescencia, para lo cual colocaba un cristal de Pechblenda, mineral que contiene uranio, encima de una placa fotográfica envuelta en papel negro y las exponía al sol. Cuando desenvolvía la placa la encontraba velada, hecho que atribuía a la fosforecencia del cristal. Los días siguientes no hubo sol y dejó en un cajón la placa envuelta con papel negro y con la sal de Uranio encima. Cuando sacó la placa fotográfica estaba velada, y no podía deberse a la fosforescencia ya que no había sido expuesta al sol. La única explicación era que la sal de uranio emitía una radiación muy penetrante. Sin saberlo Becquerel había descubierto lo que Marie Curie llamaría más tarde radiactividad.

 Mme. Curie junto a su esposo Pierre Curie, empezaron a estudiar el raro fenómeno que había descubierto Becquerel. Estudiaron diversos minerales y se dieron cuenta de que otra sustancia el torio, era "radiactiva", término de su invención. Demostraron que la radiactividad no era resultado de una reacción química, sino una propiedad elemental del átomo. El fenómeno de la radiactividad era característico de los núcleos de los átomos. En 1898 descubren dos nuevas sutancias radiactivas: el radio y el polonio, mucho más activas que el uranio. Pierre estudiaba las propiedades de la radiación, y Marie intentaba obtener de los minerales las sustancias radiactivas con el mayor grado de pureza posible. Pierre probó el radio sobre su piel, y el resultado fue una quemadura y una herida, pronto el radio serviría para tratar tumores malignos. Era el comienzo de las aplicaciones médicas que Mme. Curie daría a la radiactividad. En 1903 recibieron el premio Nobel de física junto con Becquerel por el descubrimiento de la radiactividad natural.

Al poco tiempo murió Pierre Curie en un accidente debilitado como estaba por el radio. Mme. Curie siguió trabajando y fue la primera mujer que ocupó un puesto en la Universidad de la Sorbona en Paris. Siguió investigando junto a Ernest Rutherford, quien encontró que la radiación que emitían las sustancias radiactivas, tenía tres componentes que denominó:alfa, beta y gamma.

Mme. Curie siguió estudiando el fenómeno de la radiactividad durante toda su vida, prestando especial atención a las aplicaciones médicas de la radiactividad junto con los rayos X, recien descubiertos. Agotada, casi ciega, los dedos quemados y marcados por su querido radio, Mme Curie murió a los 60 años de leucemia en 1934. Su hija Irene continuó su trabajo con la misma pasión junto a su marido, con el que descubrió la radiactividad artificial y por lo que recibieron el premio Nobel.

 

 

LA RADIACIÓN NATURAL
(Con información del Consejo de Seguridad Nuclear)

Las principales fuentes de emisión de radiación son las pruebas y las centrales nucleares, y en menor medida, las pruebas médicas. Sin embargo, éstas no son las únicas fuentes de emisión de radiaciones que podemos encontrarnos, también existe la llamada RADIACIÓN NATURAL. Gran cantidad de elementos de la naturaleza y de productos que utilizamos cotidianamente emiten radiactividad.

DOSIS MEDIA RECIBIDA EN UN AÑO POR UNA PERSONA EN ESPAÑA

RAYOS CÓSMICOS.- Podemos hablar de una radiación que nos llega del espacio en forma de Rayos Cósmicos. Se puede hacer bien poco para evitarlos, ya que atraviesan casi todos los materiales (incluso entran en nuestras casas). La dosis media que una persona recibe al año por esta radiación es de 0,25 miliSievert (mSv) -sepa qué es un Sievert-, aunque puede oscilar entre 0,2 y 0,3 mSv. Una persona puede recibir 100.000 rayos de neutrones y 400.000 rayos secundarios a la hora. Por su parte, una persona que viaje habitualmente en avión realizando vuelos transoceánicos estará más expuesta a estos rayos, ya que su poder aumenta con la altura (10 mSv. a 15 Km. de altitud).

RADÓN.- EL gas radón procede del uranio que se encuentra en la tierra de forma natural. La dosis media que en España se recibe por este gas se encuentra en 1,2 mSv., pudiéndose alcanzar hasta 40 mSv. en alguna zonas de la Península Ibérica.
Esta dosis se recibe principalmente en el interior de los edificios, ya que se concentra más que en el exterior, donde se dispersa con mayor facilidad.

RAYOS GAMMA.- La tierra y los edificios emiten esta radiación, la más dañina. Todos recibimos continuamente estas ondas electromagnéticas de alto poder. La tierra tiene radiactividad natural, y puesto que gran cantidad de los productos y materiales que utilizamos en nuestra vida cotidiana procede de ella, también aquellos emiten rayos gamma, en el exterior y en el interior de los edificios.

La dosis media por año que una persona recibe en España por estos rayos es de 0,45 mSv., pudiendo llegar a 1 mSv. en ciertas zonas. La zona occidental de la Península está más expuesta, al igual que al radón; la parte de Galicia en especial.

Alrededor de 30.000 átomos emisores de rayos alfa, beta y algunos gamma se desintegran cada hora en nuestros pulmones, procedentes del aire que respiramos. Por su parte, somos atravesados por más de 200 millones de rayos gamma a la hora procedentes del suelo y de los edificios.

ALIMENTOS Y BEBIDAS.- Nuestros alimentos e, incluso, nuestro cuerpo, tienen radiactividad natural. El potasio 40 en concreto es la fuente principal de radiación interna (debida al material radiactivo introducido en nuestro cuerpo a través, fundamentalmente, de los alimentos).
La dosis media anual que una persona recibe por este concepto es de 0,3 mSv., de los cuales 0,18 mSv. proceden del potasio 40. El rango en que varía esta radiación por alimentos está entre 0,1 y 1 mSv. Es muy difícil eliminar esta radiación.

El marisco es el alimento que más radiación natural concentra, de tal manera que una persona que habitualmente coma muchos mejillones, ostras, chirlas y caracoles marinos, puede recibir hasta un 50% más radiación por alimentación que la media de la población.
Aproximadamente 15 millones de átomos de potasio 40 y 7.000 átomos de uranio natural se desintegran en nuestro interior cada hora.

LLUVIA RADIACTIVA.- La radiactividad liberada en la atmósfera, principalmente de pruebas nucleares, se deposita poco a poco sobre la superficie de la tierra a través de la conocida como lluvia radiactiva. La dosis media recibida por la población por esta causa ha pasado de valores altos en las décadas de los 50-70 (hasta 0,08-014 mSv.) a los valores actuales, del orden de 5 microSievert, aunque en algunos lugares alcanza los 10 mocrosievert.
Como puede observarse en la gráfica, el aumento de radiactividad de 1.986 se debe al accidente de la central de Chernobil.

LÍMITES ANUALES DE DOSIS DE RADIACTIVIDAD

Los límites anuales de dosis radiológica fijados por la Unión Europea que una persona puede absorber son, para los trabajadores profesionalmente expuestos (los que habitualmente están sometidos a radiaciones ionizantes) de 20 miliSievert (100 mSv. de promedio en 5 años). Para la población en general el límite está en 5 mSv.

 

Fuentes artificiales de radiación


 
FUENTES CURIOSIDADES/CAUSAS DOSIS ABSORBIDA PROMEDIO/PERSONA Y AÑO
Aplicaciones Médicas Radioterapia La dosis de radioisótopos es más elevada que para otras aplicaciones médicas y su objetivo será dañar las células tumorales con la mínima incidencia sobre el resto de las células sanas, siempre y cuando sea posible. Altas dosis, decenas Gy, en zonas determinadas del cuerpo. Contribución a la dosis total, 10 micro Sv.
Radiodiagnóstico Exploración de Rayos X en países avanzados, aproximadamente 800 por cada 1000 habitantes. Una exploración lleva asociada dosis algo inferior a 1mSv. No obstante, esto oscila debido a :
  • diferentes tipos de exploración
  • estado de los equipos
  • procedimiento de obtención de imagen y preparación del personal que opera con dichos equipos
Para hacernos una idea, en radiodiagnóstico recibimos un promedio de 500 microSv y en medicina nuclear 20microSv.
Medicina Nuclear Exploración de Rayos X en países avanzados, aproximadamente 16 por cada 1000 habitantes.
Explosiones militares En el periodo comprendido entre 1945 y 1963, año en el que se firmó el tratado de prohibición de pruebas nucleares, se realizaron numerosas explosiones nucleares. Los radionúclidos se dispersaron por la atmósfera y se incorporaron a la biosfera. aproximadamente 10microSv
Producción de electricidad de origen nuclear Producción de energía a partir de la fisión nuclear. Se estima, si no hay accidentes, en un valor inferior a la milésima parte del fondo radiactivo natural.
Otros usos industriales Radiografía industrial; procesos de esterilización de alimentos; aparatos de TV; pantallas de ordenador,... La dosis media para estas fuentes de carácter diverso es de aproximadamente 7microSv.
TOTAL = 550 microSv

Es importante destacar que la radiación natural constituye aproximadamente el 80% de la dosis total recibida por la población y que las aplicaciones médicas constituyen el 90% de la dosis de radiación procedente de fuentes artificiales. Dentro de las aplicaciones médicas, el radiodiagnóstico corresponde a su vez más del 90% de la dosis efectiva.